Alrededor de la mesa

 

unnamed-21

Hemos tenido estos últimos días muchos y muy ricos los encuentros con personas diferentes alrededor de la mesa. Desde el principio la mesa de la comunidad de las hermanas donde hemos compartido amistad, horario, preguntas… pero sobre todo vida. Pasa lo mismo en casa de Cata, nuestra ‘madre’  para algunos de nosotros estos días. Abierta la puerta, estupendos desayunos, sonrisas que alimentan….

Pero desde hace dos días nos hemos sentado en la mesa con muchos amigos, familias, vecinos, conocidos con los que nos hemos sentado a compartir un bocadillo, una ‘queque’, una infusión… Son amigos que invitan y abren la puerta de su casa para que nuestro viaje sea más fácil, para charlar e interesarse por nosotros… Les gusta ser cercanos, dejar mucha libertad, preparar el mejor de los guisos, obsequiar con el mejor sitio en la mesa, ponerse a servir, aceptar nuestros miedos al picante y decir aquello de ‘no pica mucho’ (como dice Ricardo, ‘cuando dicen eso es que pica, si dicen que pica es que no se puede ni probar’)… Son momentos sencillos, sin mucha pretensión excepto encontrarnos, gozar de estar un rato juntos, hacer la estancia más agradable y hacernos sentir como en casa….

Hermanas de Jesús María, Doris y Carlos, Filomena y familia, Heremanas, Luz y Eulogio Cata, Rosa, Hernan, Marta, Gloria, Nancy y Héctor, Rosita y Carrasco, Samuel y toda su familia, Daniel y su esposa, Rafael…. gracias, mil gracias.

Subir al encuentro

Ayer subimos a dos cerros, “15 de noviembre” y “Amistad”, para encontrarnos con sonrisas, abrazos y palabras de agradecimiento, tanto de niños como adultos, nos encontramos realidades distintas, difíciles… pero ahí estamos nosotros para que con Poco… Mucho.
Subimos bien alto, reunimos a niños y familias, dibujamos, compartimos con las familias y explicamos como mejor supimos la importancia de su higiene bucal.
Al terminar se acercaban, se despedían con sonrisas, con abrazos, tan solo nos conocen de unos días.
¡Gracias!

Empoderamiento de la mujer con el taller de capacitación laboral en tejidos

IMG_5870

Durante el año 2016 y parte de este año se ha realizado este taller de empoderamiento de la mujer. Hemos llegado en el momento de los resultados, en el momento de ver las prendas terminadas por las mujeres que han formado parte del mismo. Ha sido muy gratificante descubrir la alegría de las mujeres, alrededor de 20,  que han pasado por el taller. Mujeres que han empezado de cero con la maquina de tricotar, que han llegado a terminar diversidad de piezas de lana y que han aprendido una tarea en la cual ellas han sido las protagonistas.

El centro Giraluna prestó sus salones y las máquinas, el proyecto ha facilitado la compañía y guía de una profesora del taller, el material para realizarlo, la compañía de la hermana Zelia, el seguimiento de la tarea y la evaluación de la misma.

Las prendas que han elaborado fueron presentadas a una exposición sobre trabajos de distintos talleres en los cuales se reconoció la excelente tarea del taller Giraluna. Se ha ayudado a las mujeres a saber etiquetar sus prendas para darle valor, a saber terminar las mismas con la máxima calidad para que pudieran ser comercializadas. El resultado ha sido excelente, la profesora compartió esa noche que había sido felicitada por el trabajo y muchos se habían interesado en por las mismas.

¿Qué se ha conseguido?

  1. Capacitación laboral de un grupo de mujeres.
  2. Ellas han descubierto que tienen la capacidad de ser productivas para el bienestar y desarrollo de sus familias y entorno
  3. Abrir una posibilidad a su vida laboral
  4. El aprendizaje de trabajo con el cual poder desarrollar sus cualidades y capacidades

¿Futuro?

  1. Se abren muchas puertas para que el taller sea trampolín para una ¿cooperativa? ¿asociación? ¿tienda?
  2. La colaboración con las delegaciones en España para que sus prendas puedan ser expuestas y ofrecidas en distintas ferias
  3. La continuidad del taller y la realización de microcréditos para que las mujeres pueden seguir trabajando en sus casas.
  4. La continuidad del taller ya que todavía hay muchas mujeres en los cerros que podrían participar del mismo evaluada su viabilidad y buenos resultados.

Las fotos son de esa noche de compartir resultados, buenas prácticas y la alegría del trabajo bien hecho. Gracias por vuestra generosidad.

Subir

701B4CA2-05C7-4ED8-B3EA-92E4C7F91F57Cuando uno sube a los cerros tiene la sensación que se aleja de una realidad para verla desde arriba y llegar a otra realidad para contemplarla en verdad y con los que habitan. Esas casas que se ven pequeñas y apretadas desde abajo son verdad, existen, viven familias y en sus empinadas escaleras te cruzas con personas que te saludan amablemente.

Subir es dar una distancia importante a la realidad en que vives para que dejes de ser pequeño ‘diosecillo’, y el sudor y dolor de gemelos, te hagan pisar una realidad diferente y llena de vida que es vivir en la precariedad pero luchando y defendiendo toda su dignidad. Niños jugando, niñas cantando, perros que no paran de seguirte y mirarte, peonzas que de manera continuada hacen girar el mundo a su alrededor empujadas por la fuerza de los brazos de los niños y los sueños que los hacen vibrar… En los cerros hay vida, mucha vida, y vida en profundidad. No hay neón, ni anuncios (bueno hay alguno de los políticos que pasaron por allí mendigando sus votos), ni casi pequeños negocios… en el cerro hay personas que luchan por su vida con la cabeza alta y toda su dignidad.

Al subir es bueno pararse y mirar hacía arriba para ver cuánto queda y cuánto esfuerzo y fuerzas debo emplear para hacer lo que muchos de sus habitantes hacen una o más veces al día, y  también mirar hacía abajo, como la señora de la foto, para coger fuerzas y ver todo aquello que he dejado abajo porque me pesa demasiado, porque no es apropiado para mi, porque llena mi mochila de cosas innecesarias… La clave está en subir, en llegar donde voy, donde me esperan, donde estoy siendo, donde quiero llegar.

Subir, pararse, contemplar, descansar, seguir y amar…  como la vida misma.

Escuchar

IMG_6066

Que complicado es escuchar o cuando no se ha aprendido a hacerlo o cuando estamos cansados de no hacer otra cosa.

Nos hemos sentado en círculo, hemos propuesto una tarea sencilla como es higiene bucal, se han interesado por la imagen, juntos por interés o medio obligación, un ‘joven apuesto’ (Antonio) que dirigía el compartir…. al final después de haberlo intentado muchos días, también quizá es fruto de la perseverancia, lo hemos conseguido. La mezcla de todos estos ingredientes lo ha hecho posible. Hoy hemos podido realizar una actividad organizada en Madres Adolescentes, ellas y nosotros estábamos contentos.

Las niñas-mamás y su bebés han hecho un círculo, han participado, nos hemos conocido después de presentado, hemos compartido merienda, hemos disfrutado haciendo planes para los días que quedan… Hemos terminado haciendo un pequeño partido de voleibol… jugar es cosa de niños.

Es un primer paso, escuchar… queremos escucharnos y aprender juntos. Lo vamos a conseguir.

Taller Giraluna

P1050337 (2).jpg

Hoy ha sido un día de fiesta y celebración en el Taller. Para ellos es “fiestas patrias” pero también es su forma de darnos las gracias, a todos (tanto a los que estamos aquí como a los que estáis en España), por la ayuda.También es la despedida de algunos de nosotros, que esta semana regresan a casa.

Hemos estado bailando y riendo juntos, jugando y compartiendo platos típicos peruanos. Además, uno de los momentos estrella, ha sido cuando Antonio, el dentista, ha sacado la piñata y todos los chicos han corrido a tirar de la cuerda
P1050363 (2)

Al servicio de la comunidad

unnamed-16

Con lo que somos, con lo que tenemos, con lo que Dios nos ha dado… Unos la preparación profesional, otros el tiempo para atender y acoger, otros el espacio, otros la posibilidad de hacer algo por y con los demás, otros las ganas e ilusión de darse, otros estar y dar seguridad, otros mirar, otros esperar, otros ofrecerse a ayudar. Todos hemos puesto algo de lo nuestro para abrir la puerta y atender a aquellos que pasaban y entraban buscando una valoración, un aprendizaje, una escucha, una mirada sus muelas, un consejo de un experto o un diagnóstico de un doctor.  Giraluna hoy se lleno de vida, de barrio, de posibilidades.

Todo para el otro. Darse sin medida, sin esperar nada a cambio, con  generosidad y una sonrisa, una palabra amable, un gracias. Creo que todos hemos terminado felices, al dar hemos tenido sitio para recibir multiplicado y los que nos han visitado se fueron contentos, con una sonrisa más limpia, con un corazón descansado, con un consejo, con una propuesta o una prevención. Un gran experiencia.